¿ESTÁN LOS TRABAJADORES PREPARADOS PARA LA TRANSFORMACIÓN DIGITAL?